Ad
Ad
Ad
Hondureños de éxito

Un sampedrano conquista Nueva York fotografiando celebridades

Hondureño, fotógrafo de celebridades

Para Carlos Castillo Chahín la oportunidad de convertirse en fotógrafo de espectáculos en Nueva York surgió de manera accidental pero su talento, conocimiento de ángulos, ubicaciones, olfato y audacia lo han llevado a captar a los famosos de la farándula anglosajona e hispana, demostrando así que nada pasa por casualidad.

“Soy de San Pedro Sula. Lo que quería inicialmente era ser actor. Actué en el Círculo Teatral Sampedrano y me convertí en fotógrafo por accidente cuando en un evento de la Asociación de Cronistas de Espectáculos de Nueva York el presidente me dijo: “No vino el fotógrafo encárgate de la mesa de la actriz Lucero. Con ella estaba Mijares y Carlos Ponce. Hice un buen trabajo y me gustó la idea de tener acceso a los artistas y me plantee cubrir eventos importantes”.

¿Cómo ve su trabajo ahora?

Yo vivo enamorado de mi trabajo, ahora me pueden buscar para actuar y mi respuesta va ser no, porque ahora soy fotógrafo y esto es lo que deseo seguir haciendo, le agarre el gusto, he tenido momentos increíbles y he trabajado con artistas como Ricardo Arjona, Romeo Santos, Prince Royce, Roberto Carlos, Camilo Sesto que de manera personal me llaman para que trabaje con ellos.

De los famosos ¿cuál es su amigo?

Los conozco pero no tengo amistad con ninguno. El más humilde y sencillo para el que he trabajado es Alejandro Sanz. Lo acompañé en dos giras una de ellas por España y siempre que viene a Nueva York yo trabajo con él, otro que es muy sencillo es Enrique Iglesias. No son amigos de uno ya que yo solo soy un fotógrafo.

¿Qué artista es el más difícil?

En 2006 trabajé para Juan Gabriel y fue súper difícil. Es un tipo impulsivo y discriminatorio. Al fotógrafo él lo ve como en un nivel inferior y no te ve con buenos ojos. Te ve como un simple fotógrafo aun así hicimos un trabajo profesional y uno tiene que aguantarse eso.

¿Que fotografía captada por usted ha dado de qué hablar?

La que más fama me ha dado es la que le tomé a Mariah Carey bien ebria en una entrega de premios Grammy. Ella acababa de terminar su relación con Luis Miguel. Esa foto salió en el New York Post, New York Times, Daily News. Otra foto que la tome y me prohibieron sacarla es una de Shakira metiéndose los dedos en la nariz. La quise vender pero como ella es muy influyente no me la compraron.

¿Cuál es el valor de una de estas fotografías?

Depende del artista, por ejemplo, yo vendí una foto de Luis Miguel por 2,800 dólares, la de Mariah Carey me dieron 5 mil dólares por ella, por una de Shakira me dieron 2,300, también he vendido fotos de Beyonce, de Vicente Fernández fumando un cigarrillo. Las fotos posadas no venden esas tú las puedes bajar del internet o te quieren pagar 20 dólares. Yo necesito las fotos en las que están haciendo algo malo.

¿Sus proyectos en 2014?

Estoy trabajando en poner mi propia revista, va ser digital e impresa, no sabemos el nombre todavía, pero va tener material bastante interesante, imágenes de paparazi y fotos infraganti pero no solo mías sino de otros colegas que nos dedicamos a esta profesión.

Buenas Noticias Honduras

Comentarios

comentarios

Noticias positivas de Honduras

Write A Comment